Puedes seguirme en facebook

28 de junio de 2008

Respuesta: Como vomitar sin que mis padres se den cuenta tips ana

El otro día me sentía muy triste porque quería seguir adelgazando y ya no bajaba los kilos que quería bajar entonces empece a hacer un dieta, empece a comer menos de lo que comía antes, y a hacer un poco de ejercicio y como no adelgazaba la suficiente dejaba pasar algunas comidas, y solo así enflacaba hasta que deje de comer por algunos días, vi buenos resultados ya empece a comprar pantalones de tallas mas chicas y como me gusto seguir haciendo eso, comencé a provocarme el vomito, todo iba bien ya mis amigas me querían, los chicos me volteaban a ver y hasta conseguí un novio. Solo que hubo un problema mis padres y mi hermano comenzaron a notar mi perdida de peso y no tardaron en sospechar que era porque vomitaba a escondidas en el baño entonces fue cuando encontré unos trucos para perder peso en Internet sin que mis padres se dieran cuenta, se los pongo a continuación, los ven y me dicen que les han parecido.





Nuestra misión en la tierra es descubrir nuestro propio camino. Nunca seremos felices si vivimos un tipo de vida ideado por otra persona.



La belleza se muestra en la autenticidad y la voluntad. Si eres una victima de la anorexia o la bulimia hay muchos lugares donde te pueden ayudar aquí te presentamos algunos. Listado de clínicas y asociaciones.




Este post forma parte de la campaña Posiciona contra la Anorexia con el objetivo de desbancar de los buscadores a páginas que promocionan y fomentan la anorexia en internet.


Y el siguiente va para todos los caballeros.



Solo para posicionar estas palabras.

cómo vomitar, pro ana, pro mia, tips ana, tips mia, thinspiration, calorías, consejos para vomitar, adelgazar vomitando, expulsar alimentos, proana, promia, princesitas, princesas de porcelana, princesitas de porcelana, princesas de cristal, princesas perfecta, trucos o tips, carreras de kilos, engañar a los padres, como vomitar la comida, reglas de la anorexia
Recomendación de la Semana: Juegos para el cerebro